Entrada destacada

SIEMPRE HAY QUE CAMINAR ADELANTE

La vida no es fácil y siempre me despierto con la misma sensación: que por más que vea el vaso medio vacío, hay que seguir adelante. ¡Hay...

Seguidores

SEGUIDME

sábado, 10 de noviembre de 2012

LOS DIAS GRISES

Los días grises

Los hay, desde luego. ¡Y muy frecuentes!
Hay días en los que brilla el sol y la vida sigue como siempre: las cosas no han cambiado, nada urgente nos falta en apariencia y sin embargo... Nos sentimos mal, como incompletos, como... insuficientes, como desalentados y extraños.
Ese día en que abres los ojos y no sabes por qué, traes un desánimo que te nació en el sueño, que te brotó en lo alto de la noche y se filtró a tu alma gracias a quién sabe que asociaciones oscuras y angustiosas.
Ese día en que te cuesta trabajo levantarte. ¡Ayer estaba todo bien! Ese día en que presientes que nada va a ir como tú lo deseaste, ese día que no tiene color, cuyas primeras horas son de laxitud, recelo o ligera zozobra.
Ese día, es un día que nació gris.
Nunca se puede evitar esto. La química de nuestro cuerpo, la inercia de nuestra psique, la reacción desconocida de factores internos a estímulos que no descubrimos todavía, nos quieren pintar este día de gris. Gris opaco. Gris depresivo. Gris pasivo. Gris marginal.
Pero...
Lo que sí puedes hacer, cuanto antes, es tomar tú mismo, tú misma, la decisión de activar tus propios pinceles y aprovechar ese gris neutro para inundarlo de figuras diversas: ¡Flechas verdes, curvas doradas, zig-zags blancos, puntos azules!
Puedes convertir en unos cuantos segundos o minutos ese panorama triste en un deseo realizable, un canto que te estimule, un silencio que te hable.
 
No hay días grises... ¡todos son iguales!
Quien les da color eres tú.
Quien es capaz de alegrarse con la lluvia o admirar la tempestad, eres tú. Quien se echa a llorar bajo un sol espléndido o un cielo maravilloso, eres tú. Porque no son los días los que te dan color. Eres tú quien puede pintar como desees, cada día. 
 
Si sientes que comienza todo gris...
¡Decídete y llénalo de color!
Cierra los ojos. Respira hondo, piensa claro...
¡Y vive como nunca el día de hoy!
¡Los mejores colores de la vida están siempre dentro de ti mismo!
Abrir los ojos a otro día, es un regalo que no siempre vas a tener.
Autor: anonimo
 
ñ
Pero sin embargo la  esperanza esta  ahi  latente,  mimandonos a  cada  instante, y  saben porque esta latente, porque nos enseña la  generosidad de los unos con los  otros,  que  a pesar de los  dias  grises  siempre  nos presenta  cada  mañana  un  nuevo  sol,  un  nuevo  andar,  ahi esta la  grandesa de Dios  en que  cada  dia nos desafia a pesar de la dificultades.
Fijaros en la Viuda...La mirada de las personas es, a veces, muy distinta a la de Jesús y a la de su Padre Dios.
En tiempos de Elías en Sarepta y en Israel en tiempos de Jesús, una mujer viuda era necesariamente, aunque fuera joven, alguien humanamente sin esperanza. La mujer dependía de su marido y si no lo tenía era pobre de solemnidad. De ahí que la palabra viuda y el adjetivo pobre estuvieran irremediablemente unidos.
Actitud ante la vida: La de los escribas y los ricos y la de la viuda y la gente sencilla. Formas diferentes de ser y de vivir. Quienes apostamos por el Evangelio lo tenemos bien claro. Seguir al Maestro significa optar por su misma forma de ser y de vivir.
Nuestro modelo es Jesús, que como dice la Carta a los Hebreos se ha entregado totalmente y para siempre para nuestra salvación.

11 comentarios:

  1. Que post tan divino.
    Mil gracias.

    Bendiciones.

    ResponderEliminar
  2. ¡Me encanta tu post!.Sirve de aliento y enseñanzas por los dias grises del alma.

    ¡Buen fin de semana!.

    ResponderEliminar
  3. Gracias por este mensaje de esperanza, siempre está el sol detrás nuestro, un abrazo!

    ResponderEliminar
  4. !!Hola,Milthon!!

    Esos días grises son duros,pero siempre viene alguien a darte la paleta de colores para animarlos.Yo toco madera,pq llevo unos días bastantes buenos,espero q mis alas no se vuelvan a caer.Me ha gustado tu post.Muchos besitos,Milthon.

    ResponderEliminar
  5. Muy bonita la entrada, me ha gustado mucho, besos

    ResponderEliminar
  6. Hay días grises de los que no tenemos motivo por tenerlos pero están allí, espero que con toda la fuerza veas un día claro siendo un día gris.
    Un abrazo y bonita reflexión

    ResponderEliminar
  7. Así es, hay dias grises muy oscuros en los que nada sale bien o se ve con claridad.
    Y tambien está la voluntad de aprovechar ese sentimiento para dar gracias por los otros días que hemos tenidos llenos de alegría, lo uno sin lo otro no nos dejaría notar la diferencia, todas las diferencias son necesarias para aprender la esencia de la vida.
    Gracias por tus profundas letras, propias para hacernos pensar.
    Un abrazo.
    Ambar.

    ResponderEliminar
  8. Muy interesante entrada, profundas y analíticas palabras, de gran contenido es un placer recorrer tus letras.

    Un gran abrazo que tengas una linda semana.

    ResponderEliminar
  9. Cuanta verdad hay en la frase:"No hay días grises los haces tú".......Por ello es conveniente ir siempre con el maletín de pinturas y el caballete para poder dar colorido a los días.Saludos

    ResponderEliminar
  10. Dar gracias cada amanecer, por la vida, la vista, los oídos,los pies, los brazos.Somos una maravilla y Dios nos
    ama enormemente, ¿Que temer? Esos días, ni caso se lo ofrecemos al Señor y al poco rato se ha pasado.
    ¡Gracias! Un abrazo. Dios le bendiga.

    ResponderEliminar
  11. Me ayudo el leer todo esto, mi madre apenas partio de este mundo y siento un profundo dolor y vacio en mi corazon por su ausencia, nunca habia entendido como era extrañar con el alma a alguien hasta ahora...saludos

    ResponderEliminar

GRACIAS POR COMENTAR Y REZA POR MI