Entrada destacada

SIEMPRE HAY QUE CAMINAR ADELANTE

La vida no es fácil y siempre me despierto con la misma sensación: que por más que vea el vaso medio vacío, hay que seguir adelante. ¡Hay...

Seguidores

SEGUIDME

sábado, 10 de marzo de 2012

VIVIR EN PAZ

Aún en medio de la tormenta y los tiempos difíciles es posible vivir en paz:
¿estás dispuesto a lograrlo?

Había una vez un rey que ofreció un gran premio a aquel artista que pudiera captar en una pintura la paz perfecta.

Muchos artistas lo intentaron, el rey observó y admiró todas las pinturas, pero solamente hubo dos que a él realmente le gustaron y tuvo que escoger entre ellas.

La primera era un lago muy tranquilo. Este lago era un espejo perfecto donde se reflejaban unas plácidas montañas que lo rodeaban. Sobre estas se encontraba un cielo muy azul con tenues nubes blancas. Todos quienes miraron esta pintura pensaron que esta reflejaba la paz perfecta.

La segunda pintura también tenía montañas, pero estas eran escabrosas y descubiertas. Sobre ellas había un cielo furioso del cual caía un impetuoso aguacero con rayos y truenos. Montaña abajo parecía retumbar un espumoso torrente de agua.

En todo esto no se revelaba nada pacífico. Pero cuando el Rey observó cuidadosamente, observó que tras la cascada había un delicado arbusto creciendo en una grieta de la roca. En este arbusto se encontraba un nido. Allí, en medio de del rugir del la violenta caída de agua, estaba sentado plácidamente un pajarito en el medio de su nido.

Sin dudarlo el Rey escogió esta pintura y explicó:

"Paz no significa estar en un lugar sin ruidos, sin problemas, sin trabajo duro o sin dolor. Paz significa que a pesar de estar en medio de todas estas cosas, exista calma y serenidad dentro de nuestro corazón. Este es el verdadero significado de la paz."

Y tú... ¿ya sabes QUIEN te da la verdadera paz del corazón?... así es, Dios nuestro Señor.
(anonimo)


UN  POCO DE HUMOR 

Llega una pareja a un restaurante, el señor muy contento sienta a su acompañante, se sienta él y luego le dice al mesero: - A mi tráigame un aperitivo y nos pones a enfriar una botella de champaña. El mesero le pregunta:
- ¿Y para su señora? ¿desea algo ahora?
- Si, envíele un fax diciendole que la estoy pasando de maravilla!

De regreso de su trabajo, el hombre se sentó a la mesa y su mujer le preguntó:
- ¿Te sirvo?
- A veces.

Se encuentran dos amigas y una llorando le dice a la otra:
- Mi médico me dió una semana de vida.
La otra le contesta:
- Bueno, te dejo a mi marido por esta semana.
- ¿Pero para que lo quiero a tu marido?
- Porque con él en tu casa la semana te va a parecer una eternidad.



NUESTRA  COFRADIA CUMPLIO  AÑOS    EN HORA  BUENA  A ESTOS  GENIOS QUE NOS  AYUDAN  SIEMPRE,  POR SU  DISPONIBILIDAD,  SU  ENTREGA  Y SERVICIO.
GRACIAS  MUCHAMOS

PARA  VOSOTROS QUE  DAIS UN  GRANITO DE  SU PRECIOSO  TIEMPO  ANIMO  MUCHACHOS


MOMENTO  DEL  TOQUE  DE  LA  HERMANDAD  QUE  TRUENO  DE  BOMBOS Y  TAMBORES MARAVILLOSO



ARROPADAS  POR LOS  REPRESENTANTES DE NUESTRO  PUEBLO Y LOS HERMANOS  MAYORES  DE LAS  DISTINTAS  COFRADIAS  PARTICIPANTES

EN HORA  BUENA  A TODOS  LOS QUE HABEIS  HECHO POSIBLE  ESTE  ENCUENTRO  DE  COFRADIAS  PARA CUANDO  VOSOTROS  QUERAIS  ACA  SIEMPRE  TENDRES A  VUESTRO  PARROCO

REFLEXION  DEL  DOMINGO  III  DE CUARESMA 

Hoy la Primera Lectura (Ex. 20, 1-7) y el Salmo (#18) nos hablan de la Ley de Dios. Y la Segunda Lectura (1 Cor. 1, 22-25) y el Evangelio (Jn. 2, 13-25) nos hablan de señales y de comercio.

El trozo del Libro del Exódo nos trae los preceptos que promulgó el Señor para su pueblo:los Mandamientos de la Ley de Dios, que entregó a Moisés en el Monte Sinaí, esculpidos en piedra. Y cuando se piensa hoy en día en “ley”, en “mandamientos”, inmediatamente se nos ocurre pensar en restricciones a la libertad que ¡tanto! apreciamos y defendemos. Y no es así.

Como nos dice el Salmo de hoy (Sal 18): “la Ley de Señor es perfecta y reconforta el alma ... es alegría para el corazón ... luz para alumbrar el camino”. Muy contrario esto a lo que los hombres y mujeres de hoy pensamos de los preceptos de Dios. Y nos  viene  a la  mente  a Juan Pablo II  que  visito en este monte  sagrado  en que  afirmó:  El Papa proclamó en esa visita allí justamente lo contrario a lo que los hombres y mujeres de hoy pensamos de la Ley de Dios. Preguntó el Papa: “Qué es esta Ley? ¡Es la Ley de la vida y de la libertad! Si el pueblo observa la Ley de Dios, conocerá la libertad para siempre”.

Juan Pablo II destacó la actualidad y el valor de los Diez Mandamientos, diciendo: “En el encuentro entre Dios y Moisés en este monte se encierra el corazón de nuestra religión, el misterio de la obediencia que nos hace libres. Los Diez Mandamientos no son la imposición arbitraria de un Señor tiránico. Fueron escritos en piedra, pero, ante todo, fueron escritos en el corazón del hombre como ley moral universal, válida en cualquier tiempo y lugar”.

Hoy  solo  nos  toca  vivir  ese  momento  tan  maravilloso que  nos  regala  Dios,  el hacernos  vivir  con  su  amistad  sin medida.
Fijémonos que en este pasaje del Evangelio los judíos “intervinieron para preguntarle ‘¿qué señal nos das de que tienes autoridad para actuar así?’”.
 Y, a juzgar por la respuesta, al Señor no le gustó que le pidieran señales.
¿Y nosotros? ¿No pedimos también señales? “Dios mío, quiero un milagro”, nos atrevemos a pedirle al Señor. “Señor, dame una señal”. Más aún: ¡cómo nos gusta ir tras las señales extraordinarias! Estatuas que manan aceite o que lloran lágrimas de sangre, que cambian de posición, etc., etc.

 

7 comentarios:

  1. Ël siempre nos da una señal, pero los sers humanos estan embuidos en prisas y no lo ven.

    Estupendo Post, digno de ser leido por sus diversos matices

    Recibe mi cariño con deseos de un buen fin de semana

    ResponderEliminar
  2. Dejo respuesta en mi blog a su comentario y agradezco la visita. Bonitas fotos,buenos chistes y un texto oportuno a estos tiempos de luchas que nos toca vivir.
    Feliz domingo

    ResponderEliminar
  3. entre esta preciosa musica de pasos de cofradia he podido ver hermosas totos de los cofrades por las calles...una maravilla uf no me iria que bonita musica...a la vez muy graciosos los chisrt¡tes de parejas.
    un abrazo
    Marina

    ResponderEliminar
  4. Lindo blog, siempres es placentero leer un buen relato de reflezión, gracias por compartirlo,
    un cálido abrazo,
    Lola.

    ResponderEliminar
  5. Muy bueno el cuento de Vivir en Paz, y totalmente cierto, la paz consiste en eso: en tenerla a pesar de vivir rodeados de "ruidos infernales" pues si confiamos en Dios es él quien nos la da.Los chistes muy buenos, me has hecho reir. Mi enhrabuena a esos cofrades por su cumpleaños y por los buenos servicios que prestan a la comunidad.Saludos

    ResponderEliminar
  6. Gracias Miltón, me he alegrado de ver tu blog y la música que le has puesto.Me ha encantado.
    Gracias, te escribo en cuento pueda
    un beso de ternura
    Sor.Cecilia

    ResponderEliminar
  7. Me encantó el texto "vivir en paz", en realidad si el corazón esta en paz no tiene importancia el ruido o la inquietud que pueda rodearte.

    Lindas imagenes y muy alegre la melodía de tu blog.
    Abrazos cariñosos.

    ResponderEliminar

GRACIAS POR COMENTAR Y REZA POR MI